08/08/2020

Famosos arriban a Bariloche mientras aumentan los casos de coronavirus

La llegada de distintas “celebridades”, exdeportistas y personajes de los medios para esquiar desató el rechazo de la población.

En pleno aislamiento y con las restricciones impuestas a diversas actividades sociales y laborales, vecinos denuncian la constante actividad del aeropuerto de Bariloche pese a no haber vuelos de línea operando. Esto se debe a que diversos famosos han decidió aprovechar la apertura del cerro Catedral, y venir en vuelos privados a esquiar, desafiando todas las restricciones y normativas vigentes.

Algunos han sido denunciados a través de fotografías que fueron compartidas por terceras personas en las redes. Este fue este el caso del extenista Gastón Gaudio, quien, junto a su novia, estaba en un restaurante local. Otros, como la influencer Bárbara Pérez, han compartido fotos en sus propias redes sociales, mostrando la impunidad con la que se manejan estos personajes.

El intendente Gustavo Genusso (Juntos Somo Río Negro) se limitó a decir que la ciudad no está recibiendo visitantes, y que aquellos que han ingresado lo han hecho a través de permisos especiales que otorga el gobierno nacional. En cualquier caso, quienes provengan de otras ciudades debieran cumplir los quince días de aislamiento absoluto. En este caótico escenario, es difícil garantizar que esto se cumpla.

Bajo esta situación, y con la maraña de restricciones vigentes, las cuales se aflojan a los pocos días y se vuelven a imponer al compás del aumento y disminución de casos, y de las presiones empresariales, en Bariloche una persona debe ir a comprar al supermercado ciertos días de la semana, pero no tiene impedimento de concurrir a un bar hasta las 18h.

Mientras tanto, Bariloche atraviesa lo peor de la pandemia. Al momento de publicación de esta nota, la ciudad contaba con 491 casos activos (51% de los casos provinciales) y 18 fallecidos. Incluso se tomó la decisión de utilizar dos instituciones educativas, la Escuela Primaria N°321 y la Escuela Primaria N°44, para que los pacientes realicen allí el aislamiento. Esto se da en paralelo al intento del gobierno provincial de retornar a clases, bajo un protocolo que nada tiene que ver con las necesidades de docentes y estudiantes. Pretender que las escuelas vuelvan a abrir bajo este contexto, en el cual muchas instituciones y dependencias estatales que en la actualidad funcionan con protocolos aprobados y han presentado casos positivos, es una irresponsabilidad.

El discurso oficial es que el avance de la pandemia se debió a las reuniones sociales. En sintonía con el ejecutivo nacional, las autoridades locales han bajado una línea punitivista desde el comienzo de la pandemia que tiene como propósito culpabilizar a los sectores más vulnerables. Para los empresarios del turismo, el gobierno municipal proyecta beneficios, ayudas y gestiones varias ante el gobierno nacional. Para los sectores populares la respuesta es aumentar la represión.

Otra decisión que ha despertado el rechazo de la sociedad es la utilización de las fuerzas armadas para garantizar el aislamiento de los pacientes en sus casas. Tanto el gobierno provincial como el municipal cuentan con el apoyo decidido del ejecutivo nacional como recientemente lo expresó el ministro de Defensa nacional, Agustín Rossi, en su visita a Bariloche quien reivindicó el despliegue militar en la ciudad.

Desde el Partido Obrero rechazamos esta política represiva. Repudiamos la utilización de las FF.AA. y las instituciones escolares como centros de aislamiento. Reiteramos el pedido de la centralización de todo el sistema de salud; la formación de comités de seguridad e higiene en todos los hospitales públicos y privados integrados por trabajadores electos en asamblea; la prohibición de toda actividad no esencial y de los despidos; licencias sin afectar el salario; asignación de un salario de $30 mil mensual a todos los trabajadores desocupados y monotributistas.

También te puede interesar:

La crisis sanitaria y cómo enfrentarla son decisiones políticas. Todavía se pueden salvar muchas vidas.
Impulsemos una salida para los trabajadores.
Luchemos por una salida al colapso sanitario.
Se organizan de manera independiente, mientras las burocracias firman paritarias de pobreza con el gobierno.
Escalada de contagios y crisis social.