28/05/2021

II Congreso del PDT: Mujer y Sindicatos, 4 comisiones a pleno debate

Sumate este 29 de mayo a las 15h al cierre del Congreso del Plenario de Trabajadoras.

Ojo Obrero Fotografía

En 4 salas a pleno y con más de 700 compañeras de todo lo ancho y largo del país funcionó ayer la comisión de Mujer y Sindicatos. Con 71 intervenciones de compañeras sindicalizadas en la docencia de todos los niveles, en salud – tanto médicas residentes enfermeras y auxiliares-, estatales y municipales, judiciales, trabajadores de casas particulares, textiles, bancarias, telefónicas, trabajadoras de empaque y de viñas y fincas, becarias e investigadoras de planta del Conicet, y compañeras desocupadas que sostienen la organización de comedores, quedaron expuestos en un amplio debate el cuadro de situación de la mujer trabajadora hoy y el pliego de demandas para intervenir en defensa de nuestros derechos.

Todas las compañeras, al retratar la situación de explotación y en muchos casos de persecución que estaban atravesando, fueron dando ejemplos concretos de cómo se expresa el ajuste y la miseria salarial que implementan el gobierno nacional y los gobiernos provinciales, ya se trate de gobernadores alineados con los Fernández o con Juntos por el Cambio. Un lugar central de las denuncias fue para la burocracia sindical de todos los gremios y centrales que aíslan, abandonan y entregan las luchas y a los luchadores. Esos fueron los denominadores comunes que atravesaron los debates en todas las comisiones.

Trabajadoras de Casas Particulares, la mayoría no registradas, denunciaron no sólo los salarios paupérrimos que reciben, sino las problemáticas de contar con una Obra Social vaciada, qué no les otorga la posibilidad de las mínimas atenciones. A partir de la organización de la Agrupación de Casas Particulares, que en pocos meses creció en todas las provincias permitiendo una amplísima organización de compañeras, hoy se plantean la necesidad de organizar un propio y nuevo sindicato que realmente las represente. Nos estamos organizando por un aumento salarial, para vivir con un salario digno, armar un sindicato clasista. Peleamos por un foro especial. Peleamos por los mismos derechos de la clase trabajadora” sentenció al final de su intervención una compañera.

También se expresaron las compañeras de la salud, quienes en todas las provincias vienen siendo arrastradas por el agotamiento tras un año y medio de pandemia, así como por la falta de licencias, paritarias miserables y falta de insumos, además de la necesidad de qué se reivindiquen sus labores cómo le sucede a las enfermeras por el pase a la carrera profesional y a las residentes y concurrentes de CABA además del pase a planta permanente de todo el personal de salud contratado. Las compañeras de Salta denunciaron inclusive la falta de ambulancias que detonan en la muerte de pacientes por no tener la asistencia urgente qué se precisa. En particular el relato de las representantes del “Elefante” neuquino emocionó y arrancó aplausos de apoyo y reconocimiento por tan importante lucha donde muchas mujeres fueron el sostén de los cortes de ruta, “poniéndose al hombro la lucha de los trabajadores de salud, con el acompañamiento de la población”. Lo mismo nos sucedió al escuchar hablar a Alicia, delegada de la Clínica San Andrés, quien junto a 143 trabajadores pelea por la defensa de sus puestos de trabajo y la apertura de la institución que podría brindar todos sus servicios en plena pandemia.

Las docentes también alzaron su voz, denunciando la entrega de las paritarias y las condiciones de los establecimientos escolares, con escuelas que se caen a pedazos, como en Chubut, volviendo desastrosas las condiciones de trabajo. Fue general la denuncia por la falta de licencias, el maltrato y la violencia laboral, la inmensa pérdida salarial y la necesidad de organizarse contra la burocracia sindical.

La precarización laboral, con sus distintas expresiones, atravesó el debate en todas las salas, y que, ahora en pandemia, ha empeorado más aún las condiciones de las mujeres, que en general están a cargo de tareas de cuidado, dado que no acceden a licencias. En el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, son más de 18.000 trabajadores precarizados, desarrollando las mismas tareas que los de planta. Entre las denuncias de precarización impactó las de los trabajadores de empaque de Río Negro y Neuquén, donde el 70% son mujeres, en situación precaria, con trabajo hacinado, agravado por la pandemia y dónde, a pesar de haberse declarado trabajo esencial, el salario está muy por debajo de la canasta familiar.

Muchas compañeras contaron en primera persona situaciones de violencia y acoso en los lugares de trabajo, particularmente en el Estado, cuyas denuncias se ningunean o archivan por la connivencia de los violentos con los poderes de turno. En el mismo sentido, la denuncia a las burocracias sindicales que, ligadas a esos mismos gobiernos, archivan las causas, revictimizan a las compañeras y encubren las situaciones de acoso. Las situaciones de violencia dentro de los espacios de trabajo son cotidianas, y por eso entre el pliego votado se plantea la necesidad de darnos una organización de comisiones de mujeres en los espacios de trabajo y, por supuesto la recuperación de los sindicatos se vuelve una necesidad incluso para la defensa de la vida de las compañeras.

La precarización laboral no es ajena a la situación de violencia y acoso laboral ya que están relacionadas intrínsecamente con las situaciones de violencia que padecen las trabajadoras en sus ámbitos laborales pues actúan como condicionante para que quienes las padecen no puedan realizar las denuncias por temor a perder sus puestos de trabajo. La precariedad termina siendo funcional a quienes ejercen violencia sabiendo el estado de vulnerabilidad en la cual se encuentran las trabajadoras. Por eso, la lucha por el salario y la mejora de las condiciones de trabajo está relacionada íntimamente con la lucha contra todo tipo de violencias.

El ajuste que golpea a las y los jubilados también estuvo presente. La denuncia de los golpes a la movilidad por parte del gobierno de Macri y de Fernández, el reclamo del 82 % móvil y de todo el programa de los jubilados autoconvocados formó parte de las resoluciones como así también la jornada que realizarán el 9/6 con caravanas en todo el país.

Varios testimonios de compañeras que atienden comedores y organizan la pelea por el día a día en sus barrios también denunciaron sufrir violencia de género y discriminación salarial, “Nos pagan menos que a los varones y nos violentan, desde los comedores necesitamos ayuda, que haya charlas de mujeres porque está bueno que nos organicemos” expresó una compañera.

El arrebato de todo tipo de derechos tuvo su máxima expresión en una compañera de Corrientes, docente y desocupada por no contar con “amigos en el poder”. Fue su testimonio una clara radiografía de cómo operan los gobernadores. La misma compañera nos trajo el testimonio de la brutal explotación en la que trabajan los ladrilleros en su provincia.

Distintas compañeras trajeron el tema de la lucha ambiental, con el reclamo contra la megaminería contaminante, contra la contaminación de KlauKol por las “escuelas fumigadas” en La Matanza contra y la lucha por el agua potable que abarca a toda la población.

Enfrentar la persecución a quienes luchamos también fue tema de debate. Así sumamos el reclamo de cierre de la causa abierta por el gobierno de Schiaretti a Estela Giménez, trabajadora de salud y la reincorporación de Mariana Sampaiño y Violeta Szneider perseguidas por la patronal de la ORT.

Por supuesto que el tema de la emergencia sanitaria y el colapso del sistema de salud estuvieron presentes en la mayoría de las intervenciones. En docentes, bancarias, trabajadoras del empaque, textiles, etc. se reitera el tema de la inexistencia o no cumplimiento de protocolos, la falta de vacunación, y la denuncia de las presiones para una presencialidad para la cuál no están dadas las condiciones sanitarias ni epidemiológicas. Por eso entre las resoluciones se votó continuar impulsando la campaña por la intervención del laboratorio que, , fabrica las vacunas en nuestro país, para que sean envasadas aquí y permitan la vacunación para toda la población.

El debate político y la intervención que, desde el PDT y desde la Coordinadora Sindical Clasista, damos día a día como parte de la clase obrera, fueron el trasfondo de la mayoría de las intervenciones. La pelea por la expulsión de la burocracias sindicales de los sindicatos y centrales, y la batalla por una nueva dirección del movimiento obrero van tomando distintas expresiones. La recuperación de nuestras organizaciones, los movimientos de autoconvocados o la organización de nuevos sindicatos, siempre con el eje central en la organización independiente de los trabajadores y la intervención desde el frente único de clase. Desde allí construímos nuestras agrupaciones clasistas, impulsamos el Plenario del Sindicalismo Combativo y enfrentamos las políticas de sometimiento y ajuste de todos los que nos han gobernado y gobiernan.

Por eso también varias intervenciones plantearon la necesidad de intervención del Frente de Izquierda Unidad, cómo polo político de los trabajadores y el apoyo a la convocatoria de un gran Congreso del FITU qué permita discutir en conjunto cómo intervenir, con qué consignas y campañas para enfrentar a los bloques patronales y antiobreros que implementan las políticas del FMI.

Las resoluciones y distintas campañas se votaron por unanimidad. Entre ellas una campaña nacional contra la persecución y hostigamiento a Soledad Sosa, activista sindical opositora en el gremio de Judiciales en Mendoza y ex diputada nacional, Soledad está sufriendo el ataque de la patronal judicial, que le armó dos sumarios injustificados para silenciar los reclamos contra la precariedad y la flexibilización laboral y salarial del sector.

En resumen, más de dos horas en las que emergió la gigantesca fuerza con que contamos todas las trabajadoras y trabajadores quienes debemos organizarnos en una alternativa independiente y de clase para derrotar de una vez por todas a quienes nos ajustan, nos violentan y viven de nosotros.

También te puede interesar:

Seguimos movilizades para reclamar que se avance de una buena vez en este derecho.
En CABA concentramos a las 10 hs en obelisco y movilizamos al Ministerio de trabajo calle Alem, en el resto del país moviliza a las sedes locales del Ministerio.
Se conoció que el exjuez del Superior Tribunal de Justicia, Víctor Sodero Nievas y el exsubjefe de la policía Victor Cufré realizaban una investigación paralela. ¡Basta de impunidad! ¡El Estado es responsable!
El Senado le extiende la licencia que tiene desde 2019 por una denuncia de abuso sexual.
Conclusiones y campañas del II Congreso Nacional del Plenario de Trabajadoras.